Herpes simple

La infección por virus herpes simple es una de las infecciones virales más comunes de la piel. Es causada por el virus herpes tipo 1 y el tipo 2. Por lo general, el tipo 1 afecta de la cintura para arriba mientras que el tipo 2 afecta de la cintura para abajo, sin embargo esto no es una regla.

Es una enfermedad que no deja inmunidad, por lo cual la recidiva es casi una regla.

¿En quién se presenta?

Se puede presentar en todas las edades incluso prenatal hasta ancianos. No hay predominio de sexo.

¿Cómo se presenta?

Cuando se presenta en cavidad oral se conoce como “fogazos”, sin embargo pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo incluyendo genitales.

Se presenta como múltiples  vesículas (lesiones llenas de suero) cercanas unas a otras que pueden tener apariencia de racimo de uvas. Estas lesiones se rompen y dejan erosiones que se pueden cubrir de costras.

Por lo general, estas lesiones arden y dan comezón, por lo que en la mayoría de las ocasiones acuden a consulta ya traumatizadas.

Diagnóstico

El diagnóstico se realiza de forma clínica, en la mayoría de las ocasiones no es necesario realizar ningún otro estudio.

Tratamiento

El tratamiento en todas las ocasiones debe de ser con pastillas (sistémico). Las cremas medicadas no son útiles en estos casos. Es ideal administrarlo en los primeros 3 días de aparición de las lesiones, por lo cual en caso de que presentes algo sugerente de herpes acude de forma oportuna con tu dermatólogo.

Recomendaciones
  • Acudir al dermatólogo para que el tratamiento sea oportuno y se eviten complicaciones.
  • No aplicar remedios caseros. Se trata de una infección que requiere tratamiento medicado.
  • Siempre evita la automedicación.