Molusco contagioso

El molusco contagioso es una infección viral de la piel queratinizada (no mucosas) causadas por el pox virus que es el virus más grande.

Es facilmente transmisible y con el traumatismo de las lesiones es común la autoinoculación y extensión de estas.

¿En quién se presenta?

Es mucho más frecuente en niños sin predominio de género y las zonas de mayor contagiosidad son las albercas. En adultos es frecuente que se presente en área genital por transmisión sexual o en otras partes del cuerpo en pacientes con inmunosupresión.

¿Cómo se presenta?

Puede aparecer en cualquier parte del cuerpo. Aparece como pequeñas “tumoraciones” milimétricas del color de la piel o ligeramente aperladas que de forma caracterítica se encuentran umbilicadas en su región central. Pueden estar aisladas o confluir varias.

Por lo general son asintomáticas y acuden por la presencia de las lesiones tras un tiempo de no desaparecer.

Diagnóstico

Es clínico y podemos apoyarnos de un dermatoscopio (lupa especial) para confirmar.

Tratamiento

Existen múltiples formas para tratarlo. Una de las principales es con una cureta estéril que retira toda la lesión. El dolor es tolerable y se puede aplicar crema anestésica.

Otra forma es con el uso de nitrógeno líquido, el cual congela la lesión y en un periodo de 2 a 3 semanas estas comienzan a desprenderse.

Recomendaciones
  • Acudir al dermatólogo para que el tratamiento sea oportuno.
  • No aplicar remedios caseros. Se trata de una infección que requiere tratmiento medicado.
  • Siempre evita la automedicación.
  • No traumatices las lesiones. Esto puede propicir la autoinoculación y aparición de nuevas lesiones de molusco contagioso.